Plusesmas.com

Blog de Demetrio Casado. Plusesmas.com

Director del Seminario de Intervención y Políticas Sociales (SIPOSO)

ENVEJECIMINETO ACTIVO DE CALIDAD

jueves, 13 de octubre de 2011

Vengo observando que la idea del envejecimiento activo se presenta en ocasiones sin el rigor inexcusable en asunto de tanta importancia. El documento “Envejecimiento activo: un marco político”, de la Organización Mundial de la Salud (OMS), presentado en la Segunda Asamblea Mundial de las Naciones Unidas sobre Envejecimiento (Madrid, abril de 2002), ocupa treinta densas páginas en la publicación que ofreció su versión en español (Revista Española de Geriatría y Gerontología, Agosto, 2002, Volumen 37, Suplemento 2). Por limitación de espacio, me limitaré a servirme de unas pocas referencias del mismo.

Comienzo por la definición: “El envejecimiento activo es el proceso de optimización de las oportunidades de salud, participación y seguridad con el fin de mejorar la calidad de vida a medida que las personas envejecen.”

El documento citado de la OMS, como era de esperar, incluye un amplio elenco de medidas directamente relativas a la salud. Algunas de ellas, como la provisión de “servicios de detección selectiva de patologías prevalentes que han demostrado su eficacia”, requieren la intervención inexcusable de servicios especializados. Otras, como la “actividad física”, se prestan a interpretaciones y versiones de comunicadores sin formación adecuada, de especialistas en envejecimiento pero no en esa materia y aun del común de la población. Pues bien, para que el ejercicio físico tenga efectos saludables en la edad avanzada, debe atenerse a reglas como las que, sin pretensión de exhaustividad y refiriéndome a personas sin enfermedades ni limitaciones funcionales extraordinarias, reseño seguidamente; provienen de fuente médica personal. Al menos cinco días por semana deben realizarse ejercicios aeróbicos -de efecto cardiosaludable-. La opción más asequible consiste en caminar a buen ritmo y sin paradas –por cruces de calles, escaparates, recados, saludos- durante una hora. También se puede correr a un ritmo moderado, bien que con posibles sprints cortos; cada carrera no debe rebasar los veinte minutos de duración. Deben evitarse los deportes de contacto o con riesgo de caídas; pueden practicarse los demás con el debido entrenamiento. Quienes deseen hacer ejercicios de musculación, por ser anaeróbicos, sólo deben realizarlos de forma intermitente y por breves momentos.

En el título de cierto documento -en fase de preparación- correspondiente a un programa de la Unión Europea contra la discriminación laboral de las personas de edad avanzada se identifica el trabajo “formal” de las mismas con el “envejecimiento activo”. El texto de la OMS sobre este objetivo y antes citado postula esa modalidad de participación pero 1) como puede verse en la definición transcrita, la presenta junto a otros dos capítulos de medidas –de salud y de seguridad-; 2) no reduce la participación al trabajo “formal”, sino que éste es sólo una de doce vías. Por otra parte, el párrafo relativo a dicha modalidad de participación especifica importantes condiciones de calidad, como: la opcionalidad del enrolamiento laboral, la disponibilidad de “trabajos gratificantes”, su adecuación a las “necesidades, preferencias y capacidades individuales” y “alternativas de jubilación más flexibles (por ejemplo, la jubilación gradual o parcial). También en este caso, las condiciones son un factor clave.

El capítulo de seguridad del documento de la OMS incluye, entre otros, el objetivo de “refugio”, que debe ser “apropiado”. Para nuestra situación, el citado objetivo supone, por ejemplo, poner remedio a la carencia de techos; y la condición de calidad indicada, que las viviendas estén libres de barreras arquitectónicas, las cuales las convierten en cárceles para cientos de miles de personas con movilidad reducida, de edad avanzada en su mayor parte. Cuando se salva este riesgo, queda aún el de los transportes. La Empresa Municipal de Transporte de Madrid lo salva en sus autobuses dotándolos de piso bajo, plataforma elevadora y, como muestra la foto (del la entidad), reserva de asientos.

Consorcio de Transportes de Madrid
Foto: Consorcio de Transportes de Madrid

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso