Plusesmas.com

DEPENDENCIA

Accesorios para ayudar al enfermo dependiente

Accesorios para ayudar al enfermo dependiente

Cuando sobreviene una situación de dependencia, lo mejor, en principio y en la medida de lo posible, es mantener al afectado en el entorno que conoce, en su propia casa. Para que la persona dependiente disponga de un entorno seguro y adaptado a su estado, será preciso hacer en la casa algunas reformas orientadas a facilitar la autonomía del enfermo y a evitar los potenciales peligros, sobre todo las caídas

➤ Bastón anatómico
El bastón, un accesorio ostentoso en el pasado, ha perdido en distinción lo que ha ganado en utilidad. Un bastón anatómico permite transferir eficazmente el peso de una parte del cuerpo sobre un tercer elemento de apoyo, aliviando así la articulación de una pierna aquejada por algún tipo de dolencia.

El bastón consta de tres partes:
- La empuñadura. Zona de contacto entre la mano y el bastón, tiene mucho que ver con la comodidad en el uso. Su importancia es aún mayor cuando el usuario presenta sobrepeso o sufre dolores reumáticos en las muñecas. La empuñadura tiene que ofrecer una superficie amplia para repartir mejor la presión. Debe ser una réplica de la mano, por lo que no son iguales los bastones para la mano derecha que para la izquierda. Por último, el grosor de la empuñadura debe ser el adecuado para que los dedos puedan abrazarla completamente, cerrando el puño con comodidad y sin forzar la mano.
- El fuste. El material debe poder resistir hasta 100 kilos de presión sin por ello perder ligereza, lo que exige que la sección del tubo sea gruesa. La longitud, regulable en la mayoría de los modelos que existen en el mercado, debe ajustarse a la altura del usuario.
- El taco de goma. Situado en el extremo inferior y en contacto con el suelo, asegura la estabilidad del bastón cuando se camina. Debe ser objeto de un control regular: es indispensable cambiarlo en cuanto se desgaste y deje de ser antideslizante.

Salvo indicación expresa del terapeuta, el bastón debe llevarse en el lado opuesto al de la pierna débil y ha de avanzarse al mismo tiempo que ésta para respetar el movimiento natural del cuerpo.

➤ Andadores
Cuando es imposible caminar sin ayuda, los andadores aseguran un mejor apoyo. Son más estables, aunque también más engorrosos, que los bastones. Pueden ser simples o con ruedas, y deben estar adaptados al paciente. Para usarlos, es necesario que la persona tenga los brazos fuertes para poder elevar o empujar el andador durante la marcha. No es aconsejable la utilización de un andador por personas con trastornos serios de equilibrio o por enfermos de Parkinson, a quienes no les va bien el tipo de marcha a tirones que impone este aparato.

Hay andadores mezcla de andador y carrito, que permiten al usuario, por ejemplo, hacer la compra. Existen modelos y marcas de diferentes características: graduables, plegables, con frenos, con asiento incorporado, con adaptaciones para subir escaleras, etc.

Los precios de los andadores más frecuentemente vendidos en España están situados entre 65 y -60 euros, aunque existen también modelos más caros.

➤ La silla de ruedas
Cuando las distancias son demasiado largas o las piernas no dan más de sí, la silla de ruedas puede representar un extra de libertad. Hay una gran variedad de sillas en el mercado: tradicionales, ligeras, eléctricas... La gama de precios es muy diversa, dependiendo de las características y del equipamiento. Varía desde los -97 euros, en los casos de las sillas manuales más sencillas, a los 6.000 euros, o incluso más, en modelos muy sofisticados.

La Seguridad Social subvenciona la compra de algunos modelos de sillas de ruedas, dependiendo de cada caso.

Antes de adquirir una silla de ruedas, es imprescindible informarse bien y pedir consejo a un especialista. Es necesario tener en cuenta su peso, volumen y maniobrabilidad, así como el equipamiento de serie u opcional: la inclinación del respaldo, el ajuste de los apoyabrazos, la articulación del reposapiés, etc. Conviene también asegurarse de que la silla cuenta con servicio técnico y atención postventa, de la duración del periodo de garantía y de los servicios de reparaciones existentes.

Hay que saber que las sillas de ruedas se encuentran entre los accesorios que pueden alquilarse.

Relacionados

  • Adaptar el entorno a la dependencia

    Adaptar el entorno a la dependencia

    Cuando sobreviene una situación de dependencia, lo mejor, en principio y en la medida de lo posible, es mantener al afectado en el entorno que conoce, en su propia casa.

  • Consejos para adaptar la vivienda para un mayor dependiente

    Consejos para adaptar la vivienda para un mayor dependiente

    Cuando sobreviene una situación de dependencia, lo mejor, en principio y en la medida de lo posible, es mantener al afectado en el entorno que conoce, en su propia casa. Para que la persona dependiente disponga de un entorno seguro y adaptado a su estado, será preciso hacer en la casa algunas reformas orientadas a facilitar la autonomía del enfermo y a evitar los potenciales peligros, sobre todo las caídas

  • Adaptar la casa a cada situación de dependencia

    Adaptar la casa a cada situación de dependencia

    Cuando sobreviene una situación de dependencia, lo mejor, en principio y en la medida de lo posible, es mantener al afectado en el entorno que conoce, en su propia casa. Para que la persona dependiente disponga de un entorno seguro y adaptado a su estado, será preciso hacer en la casa algunas reformas orientadas a facilitar la autonomía del enfermo y a evitar los potenciales peligros, sobre todo las caídas.

  • Habitación por habitación: algunas pistas para la reforma

    Habitación por habitación: algunas pistas para la reforma

    Cuando sobreviene una situación de dependencia, lo mejor, en principio y en la medida de lo posible, es mantener al afectado en el entorno que conoce, en su propia casa. Para que la persona dependiente disponga de un entorno seguro y adaptado a su estado, será preciso hacer en la casa algunas reformas orientadas a facilitar la autonomía del enfermo y a evitar los potenciales peligros, sobre todo las caídas

  • Simplificar la vida diaria del enfermo dependiente

    Simplificar la vida diaria del enfermo dependiente

    Para que la persona dependiente disponga de un entorno seguro y adaptado a su estado, será preciso hacer en la casa algunas reformas orientadas a facilitar la autonomía del enfermo.

  • Ayudas para la higiene del enfermo dependiente

    Ayudas para la higiene del enfermo dependiente

    Además de las atenciones básicas de salud, alimentación y compañía es muy importante no descuidar el aseo diario del enfermo dependiente. Para ello, es posible adecuar la vivienda para facilitar al máximo esta tarea.

Comentarios (1)

* *

*

Laura Ceballos
07 noviembre 2015 16:47

Necesitó un aparato pa ayudar a pararse a mi esposo inválido. Desde la cama a la silla. Gracias

Página: 1 / 1 (1 Elementos)

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso