Plusesmas.com

Radio, tv y cine

Buscando a Chencho desesperadamente

lunes, 29 de diciembre de 2014

Buscando a Chencho desesperadamente

¡Hay que ver las Navidades que nos hizo pasar el dichoso Chencho en 1962! Sí, Chencho, el más pequeño de los quince hijos del matrimonio formado por Carlos Alonso (Alberto Closas) y Mercedes Cebrián (Amparo Soler Leal), que se extravía en la Plaza Mayor de Madrid cuando iba de paseo junto a su abuelo (José Isbert) y varios de sus hermanos, para ver disfrutar del ambiente navideño.

Yo creo que en mi familia no llorábamos tanto desde la muerte de la madre de Bambi. Así que el disgusto que nos pillamos fue de órdago. Por fortuna todo se acaba felizmente resolviendo, y este triste suceso deja paso al resto de divertidos enredos que se suceden en la película “La gran familia”, estrenada para más inri el 20 de diciembre de 1962, en plena Navidad, en el cine Lope de Vega de Madrid.

Sofocos al margen, la película, todo sea dicho, fue un verdadero éxito. Y la verdad es que tenía todos los ingredientes para que así fuera, empezando por lo complicado y, a la vez, divertido que resultaba ver cómo se las apañaba una familia de nada menos que quince hijos, cada uno con su historia particular, sus emociones y necesidades en función de su edad.

Todo eso, desde luego, era lo que hacía que la película fuera tan agradable de ver. Y, por supuesto, sus entrañables personajes, empezando por los sufridos padres, Carlos y Mercedes, y acabando por el abuelo, que como siempre bordaba el genial José Isbert, y el padrino, que interpretaba con su inimitable vis cómica José Luis López Vázquez.

En fin, una película deliciosa, quizá demasiado inocentona vista hoy día, pero de las que gustaba ir a ver para sonreír un rato y hasta “sufrir”. ¿A que sí, Chencho?

[José Molina]

Categorías

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso