Plusesmas.com

¡REJUVENECE!

Objetivo: 10 años menos

Objetivo: 10 años menos

Te sientes como si tuvieras 30 años, pero tu cuerpo insiste en recordarte que no es así. Te cansas antes, te duelen las rodillas, duermes peor... La única parte de tu cuerpo que pierde volumen es el cabello. «¿Podría hacer algo –comer mejor, tomar vitaminas, hacer ejercicio... – para frenar los efectos del paso de los años?»

Últimamente te fijas mucho en los anuncios de productos que prometen «combatir los efectos del envejecimiento». «¿Será verdad lo que anuncian?», piensas. Estas páginas –que resumen los últimos descubrimientos de la ciencia– pueden ayudarte a adoptar hábitos muy beneficiosos y a separar la realidad de la ficción.

Los científicos lo tienen claro: el envejecimiento es un proceso muy complejo que implica a múltiples zonas del organismo. Si aceptamos esa realidad, nos será más sencillo concluir que una píldora, una crema o una loción no pueden solucionar todos los problemas derivados del paso de los años. Eso no quiere decir que no debamos intervenir. Al contrario, la última máxima en Geriatría es que «el envejecimiento no tiene por qué conllevar necesariamente deterioro; éste es consecuencia de problemas de salud que podemos prevenir y tratar en gran parte». Para ayudarnos a cumplir años en buen estado físico y mental, los expertos recomiendan estos consejos:

Cuida tu salud

Parece obvio, pero no nos preocupamos de la salud como deberíamos. Sin embargo, es una decisión vital, tanto para disfrutar de la vida plenamente como para llegar a vivir muchos años. No es posible evitar todas las enfermedades, pero sí podemos prevenir muchas:

  1. Siguiendo una dieta sana y equilibrada.
  2. Manteniéndonos físicamente activos.
  3. Controlando el peso.
  4. Siguiendo las indicaciones del médico, tanto en la prevención como en el tratamiento de enfermedades.
  5. Atendiendo a las señales que nos envía nuestro cuerpo.

Vigila los factores de riesgo

Los problemas de salud más frecuentes que conducen a una muerte prematura son la enfermedad cardiovascular (con sus secuelas de ataques cardiacos e ictus), el cáncer, la hipertensión, la diabetes... Por suerte, muchos factores de riesgo de estas enfermedades están determinados por comportamientos que podemos cambiar. Por eso, conviene que nos hagamos chequeos regulares. Muchos problemas de salud se controlan o curan si se tratan a tiempo. Visitas regulares al médico de familia, al ginecólogo, urólogo, oculista, dentista... pueden detectar problemas cuando aún tienen tratamiento y control fácil. Por otro lado, se recomiendan pruebas de algunos cánceres, como el colorrectal, cada 3-5 años a partir de los 50 (antes si se tienen pólipos o antecedentes familiares).

Muévete

El ejercicio es lo mejor que puedes hacer para minimizar los efectos del paso de los años. La lista de beneficios es interminable: pérdida de peso, aumento de la masa muscular y masa ósea, mejoría de la circulación, mejor oxigenación, mejores posturas, mayor flexibilidad, mejor equilibrio, mejor calidad de sueño... Y los efectos son evidentes incluso en personas de 80 años...

En cuanto a las enfermedades, el ejercicio regular reduce el riesgo de ataque cardiaco, ictus, diabetes, hipertensión, osteoporosis, depresión y ansiedad, osteoartritis, caídas y fracturas, algunos tipos de cáncer... Por supuesto, es importante consultar al médico antes de comenzar un programa de ejercicios (éste puede indicar los más adecuados). Lo ideal es avanzar poco a poco, comenzando con 15 minutos al día para ir aumentando hasta 1 hora. Bailar, nadar, caminar, montar en bici, subir escaleras, levantar pequeñas pesas, hacer estiramientos... son excelentes actividades.

Marisol Guisasola

Relacionados

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso