Plusesmas.com

Desprendimiento de retina

El desprendimiento de retina se produce cuando se separan dos de las capas que constituyen la retina:el epitelio pigmentario (capa externa de la retina) y la retina sensorial (capa interna de la retina), entre las que se interpone un líquido. Si no se trata a tiempo puede conducir a la ceguera.

Factores de riesgo
La cirugía de cataratas, los traumatismos oculares, los antecedentes familiares y enfermedades como la diabetes y la arterioesclerosis pueden predisponer a sufrir un desprendimiento. La edad también juega un papel fundamental.

Síntomas
Es frecuente que se visualicen puntos negros que se mueven al mover el ojo, destellos luminosos o se perciba un anillo. A veces, en casos graves, los afectados perciben como una cortina negra en el campo visual. También puede aparecer una distorsión de las imágenes.

¿Cómo se diagnostica?
El oftalmólogo realizará un examen del fondo de ojo con un aparato llamado oftalmoscopio, que permite ver el desprendimiento y el o los desgarros retinianos. responsables.

¿Cómo se trata?
En una fase inicial, se tratan las lesiones retinianas potencialmente peligrosas mediante fotocoagulación con láser de argón. Pero, posteriormente, el tratamiento del desprendimiento de retina establecido es únicamente quirúrgico y puede realizarse con anestesia local o general.

¿Cómo es la recuperación?
En los mejores casos, el paciente recupera la vista tras la intervención quirúrgica, aunque el porcentaje de curación depende del tiempo de evolución y de las zonas de la retina afectadas. A veces, la recuperación de la visión no es total.

Tras la intervención será preciso llevar una protección ocular durante un tiempo y limitar la actividad temporalmente.

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso