Plusesmas.com

Almagato

El almagato es un medicamento que contiene aluminio y magnesio y se usa para neutralizar (contrarrestar) el ácido clorhídrico del estómago.

Grupo

antiácidos

¿Qué es?

El almagato es un medicamento que contiene aluminio y magnesio y se usa para neutralizar (contrarrestar) el cido clorhidrico del estómago.

¿Para qué se utiliza?
➤ Acidez del estómago, indigestión, ardor de estómago.
Gastritis
Úlcera en el estómago o en el duodeno (porción inicial del intestino delgado)
➤ Esofagitis por reflujo gastroesofágico, hernia de hiato

¿Cómo se utiliza?

En España existen comercializadas formas de administración orales sólidas (comprimidos, comprimidos masticables) y líquidas (suspensión, sobres).

La dosis adecuada de almagato puede ser diferente para cada paciente. Ésta depende de la indicación para la que se vaya a utilizar y del dolor que tenga el paciente. Sobre todo en el caso de úlcera es importante que visite a su médico y éste le recomiende el tratamiento más adecuado para usted. A continuación se indican las dosis más frecuentemente recomendadas. Pero si su médico le ha indicado otra dosis distinta, no la cambie sin consultar con él o con su farmacéutico.

Dosis en adultos: De 1 a 1,5 g (de 7,5 a 10 mL de suspensión ó 1 sobre) entre media y 1 hora después de las comidas y al acostarse. Si entre una dosis y otra tiene dolor puede tomar una dosis adicional de 1 a 1,5 g. No más de 8 g/día

Dosis en niños de 6  a 12 años: La mitad de la dosis de los adultos y usar la formula en suspensión. De 0,25 a 0,5 mL de suspensión por kilo de peso 1 hora después de las comidas y al acostarse.

A continuación de los comprimidos debe tomarse un vaso de agua. No tomar con leche. La suspensión puede tomarse directamente o disuelta en medio vaso de agua.

¿Qué precauciones deben tenerse?

El almagato debe administrarse con especial precaución en caso de padecer porfiria, insuficiencia renal, diarrea, malabsorción, trasplante renal y en pacientes con dieta pobre en fosfatos.

Se debe separar la toma de este medicamento 2 horas de la de cualquier otro.

No tome el almagato durante más de dos semanas salvo que se lo indique su médico.

Es importante respetar el horario pautado. Si se le olvida tomar una dosis, tómela tan pronto como sea posible y vuelva a la pauta habitual. Pero si falta poco tiempo para la próxima dosis, no la duplique y continúe tomando el medicamento como se le había indicado.

Si los síntomas no mejoran o empeoran avise a su médico.

¿Cuándo no debe utilizarse?

En caso de alergia al almagato. Si experimenta algún tipo de reacción alérgica deje de tomar el medicamento y avise a su médico o farmacéutico inmediatamente.

En pacientes con apendicitis o inflamación intestinal.

En niños menores de 6 años, porque puede producir efectos adversos graves, sobre todo si tienen deshidratación o insuficiencia renal.

En ancianos con problemas en los huesos(osteomalacia, osteoporosis) o con Alzheimer porque puede empeorar su enfermedad.

¿Puede afectar a otros medicamentos?

El almagato puede alterar la acción de muchos medicamentos por lo que es importante separar 2 horas la toma de almagato de la de cualquier otro medicamento.

El almagato interacciona con salicilatos, AINES, quinidina, gabapentina, antiulcerosos, digitálicos, antipsicóticos, sales de hierro, tetraciclinas, corticoides, entre otros

Informe a su médico o farmacéutico de cualquier otro medicamento que esté tomando.

¿Qué problemas pueden producirse con su empleo?

El almagato puede alterar los resultados de algunos análisis en los que se utilizan radiofármacos así como algunos análisis de sangre y orina. Por lo que si le van a realizar un análisis de este tipo avise que está tomando este medicamento.

Los efectos adversos del almagato son, en general, leves y transitorios. Es más probable que ocurran cuando se toman dosis altas o durante mucho tiempo. Muy raramente puede causar estreñimiento, diarrea, disminución de los niveles de fosfato en sangre o dolor en los huesos, entre otros efectos.

Consulte a su médico si advierte algo anormal.

¿Puede utilizarse durante el embarazo o la lactancia?

El almagato puede causara algunos efectos adversos en la madre y en el feto si se administra durante el embarazo, especialmente si se utiliza de manera excesiva o durante periodos prolongados de tiempo. En caso necesario se administrará durante periodos cortos y a la dosis recomendada por el médico.

El almagato puede pasar a la leche materna en cantidades significativas, no se recomienda su utilización durante el período de lactancia. No obstante, en caso necesario se administrará evitando su uso crónico y excesivo.

¿Necesita receta médica?

El almagato puede adquirirse sin receta médica; sin embargo, se recomienda utilizarlo bajo supervisión de un médico o farmacéutico.

¿Cómo se conserva?

Mantener el medicamento en un lugar fresco, sin humedad, lejos de fuentes de calor y luz directa.
No dejar al alcance de los niños.

Nombres Comerciales

Almax®

Artículo facilitado por:
Clínica Universidad de Navarra

Buscador de medicamentos

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso