Plusesmas.com

Así es la anatomía de la columna

Cargando...

La espinal dorsal es una columna de huesos que forma el esqueleto axial, esta estructura brinda un soporte fuerte y a la vez flexible al tronco del cuerpo, además de albergar a la frágil médula espinal.

La columna consta de 33 vértebras, ubicadas una arriba de otra, en forma vertical. Las vértebras están conectadas por las articulaciones de la carilla vertebral, en la parte posterior de la columna. Estas articulaciones permiten el movimiento entre los huesos de la columna. Las vértebras están estabilizadas por ligamentos y, más importante aún, están separadas entre sí por discos intervertebrales que funcionan como amortiguadores de choque.

Las vértebras pueden clasificarse en cinco secciones: las vértebras cervicales (7), las vértebras dorsales (12) las vértebras lumbares (5), las vértebras sacras fusionadas (5) y las vértebras coccígeas fusionadas (4). La médula espinal pasa a través del canal ubicado en la parte posterior de las vértebras y se extiende desde la base del cerebro hasta la región lumbar de la columna. Los nervios se ramifican desde la médula espinal, y envían los mensajes relacionados con el movimiento y las funciones corporales al resto del cuerpo.

La estructura anatómica de la columna de una persona adulta comprende cuatro curvaturas básicas. Las regiones sacra y torácica son cóncavas en la parte anterior, mientras que las regiones lumbar y cervical son cóncavas en la parte posterior. Esta anatomía única de la columna le permite soportar el peso del cuerpo humano.

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso