Plusesmas.com

Costumbres

Corpus Christi: una fiesta con mucho brillo

miércoles, 18 de junio de 2014

Corpus Christi: una fiesta con mucho brillo

Aquello de que “tres jueves hay en el año que relucen más que el sol: Jueves Santo, Corpus Christi y el día de las Ascensión” es cierto, o al menos esa sensación teníamos cuando éramos pequeños. Por ejemplo, el Corpus Christi o Solemnidad del Cuerpo y la Sangre de Cristo, cuyo origen se remonta a la Edad Media, era en otro tiempo una fiesta que se celebraba con auténtica pasión, y mucho fervor, en toda España, aunque cierto es que lo religioso tenía mayor relevancia que lo meramente festivo. De hecho, era “fiesta nacional”, como San José o Santiago Apóstol, que han pasado a depender del calendario laboral, salvo que ostenten la denominación de origen de “fiesta local”. Dicho esto, la grandiosidad de la procesiones y las preciosas alfombras florales, cuya tradición aún se conserva en muchas localidades, era motivo suficiente para vivir con gran emoción aquel día, en el que todo el mundo se volcaba, niños y mayores. En algunas lugares, incluso, como en Granada, el Corpus coincidía, y sigue coincidiendo, con las fiestas patronales, así que su llegada era recibida aún con más alegría, ya que, después de procesionar, bueno era ir a divertirse un buen rato al ferial, donde la solemnidad se sustituía por el jolgorio.

Aunque, desde que en 1989 la festividad del Corpus Christi se trasladó al domingo siguiente, por suerte no ha dejado de celebrarse con entusiasmo en un buen número lugares, manteniéndose, por supuesto, la tradición del jueves. En muchos de ellos, como Toledo, Puenteareas (Pontevedra), Zahara de la Sierra (Cádiz)… y tantos otros, tienen el honor de ser “fiestas de interés turístico internacional”.

[José Molina]

Categorías

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso