Plusesmas.com. La web que te ayuda a reinventar la vida

¿Por qué se produce una insuficiencia renal?. Salud. Plusesmas.com

Búsqueda personalizada
Domingo, 26 de Octubre de 2014 San Evaristo, papa y mártir, (+117)
Plusesmas  > Vídeos  > Salud  > ¿Por qué se produce una insuficiencia renal? 
¿Por qué se produce una insuficiencia renal?

¿Por qué se produce una insuficiencia renal?

Los riñones son dos órganos pequeños con forma de frijol, ubicados en la parte posterior del torso y debajo de las costillas inferiores. Si bien las personas nacen con dos riñones, el cuerpo puede funcionar perfectamente con un solo riñón sano.

Votación:      (3 estrellas)
Publicar en: Publicar artículo en Meneame Publicar artículo en Delicious Publicar artículo en Fresqui Publicar artículo en MySpace Publicar artículo en Facebook Publicar artículo en Twitter Publicar artículo en Live Space Publicar artículo en Google Booksmarks Publicar artículo en Technorati Publicar artículo en Blinklist Publicar artículo en MSN Reporter

Las funciones de los riñones incluyen: filtrar los desechos de la sangre, equilibrar el contenido líquido del cuerpo, regular la presión sanguínea y la producción de glóbulos rojos.


Las enfermedades, los defectos congénitos o las lesiones pueden dañar los riñones e impedir que funcionen normalmente. Cuando se pierde entre el 85 y el 90 por ciento de la función renal, se utiliza el término "insuficiencia renal en etapa terminal" y se recomienda hacer diálisis. Hay dos tipos de diálisis: la diálisis peritoneal y la hemodiálisis.


El tipo de diálisis que consiste en realizar el trabajo de los riñones dañados, mediante el uso de un riñón artificial para filtrar la sangre, se denomina hemodiálisis. Durante este procedimiento, se extrae sangre del cuerpo lentamente y se pasa por un filtro especial llamado dializador, donde se eliminan los desechos y el exceso de líquido. Una vez limpia y filtrada, la sangre se restituye al cuerpo. Para poder realizar la hemodiálisis, debe haber un acceso adecuado al sistema vascular. Para tal fin, se crea quirúrgicamente un tipo especial de acceso arteriovenoso permanente.


La hemodiálisis generalmente se realiza tres veces por semana y puede llevarse a cabo como tratamiento continuado hasta que los riñones reanuden su función o hasta que el paciente reciba un trasplante.

 



Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x