Plusesmas.com

Síndrome de isquemia aguda

La isquemia aguda es la supresión brusca del aporte sanguíneo a un determinado territorio como consecuencia de la obstrucción del flujo sanguíneo en una o más arterias.

Departamento de Cirugía Vascular
CLINICA UNIVERSIDAD DE NAVARRA

¿Qué es?

La isquemia aguda es la supresión brusca del aporte sanguíneo a un determinado territorio como consecuencia de la obstrucción del flujo sanguíneo en una o más arterias.

¿Cuáles son sus causas y quién puede pacederla?

Las tres causas fundamentales capaces de producirla son:
➤ Trombosis.
➤ Embolia.
➤ Traumatismo.

La trombosis arterial aguda es la obstrucción de un vaso sanguíneo por un coágulo formado en el mismo lugar en el que se produce la obstrucción debido fundamentalmente a la afectación arteriosclerótica de su pared. Es frecuente en pacientes con sintomatología previa de dolor en las extremidades, coincidiendo con la marcha (claudicación intermitente) y es mucho más frecuente en enfermos con factores de riesgo aterosclerótico; varones por encima de los 60-70 años con historia de hipertensión arterial, fumadores y con cifras elevadas de colesterol.

La embolia es la obstrucción brusca de un vaso, generalmente sano, por un coágulo formado en otro lugar y arrastrado hasta allí por la corriente sanguínea. Lo más frecuente es que el émbolo se forme en el corazón y sea bombeado al torrente circulatorio por el que «navega» hasta quedar impactado en una arteria de calibre inferior a su diámetro. Por tanto, es frecuente en pacientes con determinadas arritmias cardiacas y/o enfermedades de las válvulas del corazón, sobre todo estenosis mitral, así como en portadores de válvulas mecánicas. Al contrario que en las trombosis, se trata generalmente de enfermos sin historia previa de dolor al caminar puesto que sus arterias son sanas.

Los traumatismos arteriales provocan la isquemia del territorio afectado por la lesión del vaso que le aporta la sangre necesaria.

¿Cuáles son sus síntomas?

Independientemente de la causa que la produzca la isquemia aguda es un cuadro de dolor de instauración súbita acompañado de frialdad y palidez. El dolor es muy intenso y no responde a los calmantes habituales. Puede suceder en cualquier territorio pero lo más frecuente es que ocurra en las extremidades y, sobre todo, en las extremidades inferiores. En cuadros muy evolucionados puede aparecer ausencia de pulso, falta de sensibilidad, parálisis e incluso gangrena franca.

¿Cómo se diagnostica?

En la mayoría de las ocasiones es suficiente que el médico vea al paciente y le explore para llegar al diagnóstico de isquemia aguda. No obstante, es muy importante conocer si se trata de una trombosis o de una embolia, por lo que casi siempre será necesario realizar pruebas complementarias, entre las que se encuentran el electrocardiograma, el doppler y la arteriografía.

¿Cuál es el tratamiento?

El tratamiento dependerá del estado del paciente y de los resultados de las pruebas diagnósticas y podrá ser médico y/o quirúrgico.Cuando se trata de una embolia, generalmente el tratamiento es quirúrgico y consiste en extraer el coágulo del vaso afectado (embolectomía).Si la causa del problema es una trombosis, la situación puede manejarse inicialmente con tratamiento médico (analgésicos, anticoagulantes, fibrinolíticos, hemorreológicos), siendo necesaria en la mayoría de las ocasiones una intervención quirúrgica posterior (endarterectomía, angioplastia, «bypass» ).

¿Cuál es el pronóstico?

Dependerá de cada caso pero, en términos generales, el factor pronóstico más importante es el tiempo transcurrido entre el inicio de los síntomas y el comienzo del tratamiento, que no debería ser superior a seis horas. Cuadros muy evolucionados pueden conducir a la amputación de la extremidad e incluso a la muerte por la existencia de complicaciones asociadas.

Artículo facilitado por:
Clínica Universidad de Navarra

Relacionados

  • Claves para cuidar nuestro corazón

    Claves para cuidar nuestro corazón

    Es la primera causa de muerte en España: 130 000 personas fallecen al año por enfermedades cardiovasculares. ¿Qué podemos hacer para prevenir los infartos y reconocer sus síntomas?

  • Insuficiencia aórtica

     La insuficiencia aórtica se produce por el cierre defectuoso de la válvula aórtica que genera una fuga (regurgitación) de sangre desde la aorta hacia el ventrículo izquierdo en cada latido.

  • ¿Por qué se produce una insuficiencia cardiaca?

    ¿Por qué se produce una insuficiencia cardiaca?

    La función del corazón es aportar a los tejidos y órganos del cuerpo un flujo de sangre oxigenada suficiente para sus necesidades metabólicas tanto en reposo como durante el ejercicio físico. Cuando se desarrolla insuficiencia cardiaca, el corazón pierde la capacidad de mantener ese flujo adecuado, aun a expensas de aumentar las presiones.

  • Enfermedades valvulares

    Son alteraciones en la estructura valvular, de diferente origen, que ocasionan un funcionamiento inadecuado y, como consecuencia, una anormal función del corazón como bomba. Pueden ser debidas a estrechamiento valvular (estenosis) y/o a su cierre inadecuado, ocasionando regurgitación (insuficiencia).

  • ¿Por qué se producen las arritmias cardiacas?

    ¿Por qué se producen las arritmias cardiacas?

    El corazón es una víscera muscular hueca cuyo principal cometido es el mantenimiento de la circulación sanguínea. Para ello, el ciclo cardiaco está dividido en dos fases denominadas diástole, (el músculo cardiaco se relaja y la cavidad se llena de sangre) y sístole (el músculo se contrae y expulsa la sangre al torrente circulatorio.)

  • ¿Por qué se produce una angina de pecho?

    ¿Por qué se produce una angina de pecho?

    El término angina de pecho se utiliza para designar el dolor precordial (la parte central del pecho, donde va la corbata), producido por isquemia miocárdica. Por lo tanto, la definición incluye dos aspectos: que haya isquemia miocárdica y que haya un cuadro clínico característico.

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso