Plusesmas.com

Estenosis mitral

Estenosis mitral

 La estenosis mitral ocurre cuando la válvula mitral no se abre adecuadamente e impide que una parte de la sangre de la aurícula pase al ventrículo izquierdo.

La estenosis mitral ocurre cuando la válvula mitral no se abre adecuadamente e impide que una parte de la sangre de la aurícula pase al ventrículo izquierdo.

Cómo se produce

La válvula mitral presenta dos velos o valvas que funcionan como una puerta de doble batiente. Estos velos están contenidos por un anillo y presentan una serie de cuerdas tendinosas a la pared muscular del ventrículo izquierdo con la forma de un paracaídas. La válvula mitral permite el paso de sangre (que llega oxigenada desde los pulmones) de la aurícula izquierda hacia el ventrículo izquierdo.

La causa más frecuente de estenosis mitral es la fiebre reumática, una infección bacteriana de las vías aéreas superiores durante la infancia o adolescencia que luego afecta al corazón.

Esta afección produce una inflamación de las válvulas cardíacas (las mas frecuentemente afectadas son la mitral y la aórtica), genera una fusión de los velos y una acortamiento de las cuerdas que, con el tiempo, favorecen el depósito de calcio en las mismas. La estenosis mitral impide que la válvula se abra apropiadamente y, en consecuencia, no permite que el flujo sanguíneo adecuado pase entre la aurícula y el ventrículo izquierdo y genera un aumento de volumen sanguíneo residual en la aurícula, que se adapta a la nueva situación dilatándose (agrandándose). A medida que el área de la válvula se vuelve más pequeña, la presión se acumula y la sangre puede fluir de nuevo a los pulmones, causando un edema pulmonar (líquido en los tejidos pulmonares).

Por qué se produce

La causa más frecuente es la fiebre reumática. Esta afección de las vías aéreas superiores hoy en día casi ha desaparecido en España gracias al tratamiento y vacuna contra las infecciones producidas por el Estreptococo B Hemolítico. Sin embargo, sigue siendo frecuente en países de África y sudeste asiático, en donde es endémica y las afecciones cardíacas se manifiestan en niños y adolescentes.

Sintomatología

Con el progresivo aumento de la estenosis (disminución del área valvular) pasa una menor cantidad de sangre al ventrículo y, por ende, a todo el cuerpo. Cuanto más severa es la estenosis, mayor es el esfuerzo de la aurícula para descargar la sangre al ventrículo. Esto último causa una hipertrofia (engrosamiento) de la pared auricular y dilatación (agrandamiento) de la aurícula izquierda.

Por otro lado, el aumento de la presión en la aurícula izquierda, como consecuencia del aumento del volumen residual en cada latido, produce un aumento de presión en los pulmones. Esto genera una congestión de sangre en las venas pulmonares (que llevan la sangre de los pulmones a la aurícula izquierda) y produce un edema de pulmón (acúmulo de líquido).

En la estenosis severa, el aumento de presión puede llegar, a través de los pulmones, al ventrículo derecho del corazón (la hipertensión pulmonar). Si esta situación se mantiene en el tiempo sin corregirse, puede generar una insuficiencia cardíaca. Generalmente, la estenosis puede desarrollarse durante años sin presentar síntomas. En adultos, los síntomas normalmente se desarrollan entre los 20 y 50 años de edad. En los niños y adolescentes, los síntomas pueden aparecer en edades muy tempranas durante el crecimiento (sobre todo en zonas endémicas de fiebre reumática). Los síntomas pueden aparecer o empeorar con el ejercicio o con cualquier actividad que eleve la frecuencia cardíaca. Pueden comenzar con un episodio de fibrilación auricular o pueden desencadenarse por el embarazo u otra situación de estrés corporal, como una infección en los pulmones o el corazón u otros trastornos cardíacos.

  • Molestia en el pecho (rara).
  • Tos, posiblemente con sangre.
  • Dificultad respiratoria durante o después del ejercicio o al estar acostado; puede despertarse con problemas para respirar.
  • Fatiga, cansancio con facilidad.
  • Frecuentes infecciones respiratorias (como la bronquitis).
  • Crecimiento deficiente en niños.
  • Sensación táctil de los latidos del corazón (palpitaciones).
  • Hinchazón de los pies o de los tobillos.

Diagnóstico

El médico auscultará el corazón y los pulmones con un estetoscopio y escuchará un soplo característico: un ruido seco que se escucha en el corazón durante la fase de contracción del latido cardíaco. Este soplo puede irradiarse hacia las carótidas (arterias del cuello) que están en continuidad con la aorta; asimismo, el latido carotídeo puede estar disminuido en amplitud. El examen también puede revelar un latido cardíaco irregular o congestión pulmonar. La presión arterial generalmente es normal. Electrocardiograma
Es un estudio que registra la actividad eléctrica del corazón. En él pueden observarse las alteraciones del ritmo. También nos dará información sobre el engrosamiento del ventrículo izquierdo sugestivo de estenosis aórtica. Radiografía de tórax
En este estudio se puede observar un aumento del tamaño de la aorta y, en algunos casos, las calcificaciones aórticas. En cambio, el tamaño del corazón es normal. Si existe insuficiencia cardíaca, se verá un acúmulo de líquido en el tejido pulmonar, así como una redistribución de la circulación pulmonar hacia la parte superior de los pulmones. Ecocardiografía
Una ecocardiografía es un estudio que emplea ondas de ultrasonido para producir una imagen del corazón que permiten ver cómo funcionan las diferentes cavidades cardíacas y válvulas. En él se puede visualizar una válvula aórtica engrosada y calcificada que se abre poco, así como también el funcionamiento del ventrículo izquierdo. Con el agregado del doppler se pueden medir los flujos a través de la válvula para evaluar el grado de estenosis. Cateterismo cardíaco
Es un estudio dinámico que mide presiones en las distintas cavidades del corazón y la aorta. Asimismo, se puede inyectar un colorante (medio de contraste) en la corriente sanguínea para observar la actividad del corazón y el flujo de sangre a través de las válvulas y arterias (lo que se denomina ´angiografía´).

Tratamiento

El tratamiento depende de los síntomas y de la condición en la que se encuentre el corazón y los pulmones. Las personas con síntomas leves o sin ningún síntoma posiblemente no necesiten tratamiento. La hospitalización podría ser necesaria para hacer un diagnóstico o para tratar síntomas severos. Existen muchas opciones de tratamiento diferentes:

  • Los medicamentos utilizados son, entre otros, diuréticos, nitratos o betabloqueadores. La digoxina se puede utilizar para tratar la fibrilación auricular. Los anticoagulantes se utilizan para evitar que los coágulos de sangre se formen y viajen a otras partes del cuerpo.
  • Algunos pacientes pueden necesitar una intervención sobre la válvula mitral para levantar la obstrucción. Actualmente, el primer tratamiento es la dilatación percutánea de la válvula mitral mediante un balón. Esta intervención se llama ´comisurotomía mitral percutánea´. Durante este procedimiento, se inserta un catéter (sonda) dentro de una vena, generalmente pierna arriba hasta el corazón. Se infla un globo en la punta del catéter para ensanchar la válvula mitral y mejorar el flujo sanguíneo. Este procedimiento tiene menos probabilidades de funcionar en pacientes con válvulas mitrales gravemente dañadas.
  • En los casos en que la intervención para levantar la obstrucción esté contraindicada, como puede ser una calcificación importante de cualesquiera de los componentes de la válvula mitral (anillo, valvas, cuerdas tendinosas o pilares), la técnica más adecuada sería una cirugía del corazón para reemplazar la válvula. Estas válvulas pueden fabricarse de diferentes materiales que pueden tener una mayor o menor duración (algunos pueden llegar a tener una vida útil de décadas).

Más información sobre cirugía valvular

Artículo facilitado por:
Clínica Universidad de Navarra

Relacionados

  • Claves para cuidar nuestro corazón

    Claves para cuidar nuestro corazón

    Es la primera causa de muerte en España: 130 000 personas fallecen al año por enfermedades cardiovasculares. ¿Qué podemos hacer para prevenir los infartos y reconocer sus síntomas?

  • Estenosis aórtica

    Estenosis aórtica

    La estenosis aórtica ocurre cuando la válvula aórtica no se abre adecuadamente e impide que una parte de la sangre del ventrículo izquierdo pase al resto del cuerpo.

  • Insuficiencia aórtica

     La insuficiencia aórtica se produce por el cierre defectuoso de la válvula aórtica que genera una fuga (regurgitación) de sangre desde la aorta hacia el ventrículo izquierdo en cada latido.

  • ¿Por qué se produce una insuficiencia cardiaca?

    ¿Por qué se produce una insuficiencia cardiaca?

    La función del corazón es aportar a los tejidos y órganos del cuerpo un flujo de sangre oxigenada suficiente para sus necesidades metabólicas tanto en reposo como durante el ejercicio físico. Cuando se desarrolla insuficiencia cardiaca, el corazón pierde la capacidad de mantener ese flujo adecuado, aun a expensas de aumentar las presiones.

  • ¿Qué es el infarto agudo de miocardio?

    ¿Qué es el infarto agudo de miocardio?

    El infarto agudo de miocardio es una entidad englobada en el grupo de síndromes coronarios agudos. Ello hace referencia a la aparición brusca de un cuadro de sufrimiento isquémico (falta de riego) a una parte del músculo del corazón producido por la obstrucción aguda de una de las arterias coronarias que lo alimentan.

  • ¿Por qué se producen las arritmias cardiacas?

    ¿Por qué se producen las arritmias cardiacas?

    El corazón es una víscera muscular hueca cuyo principal cometido es el mantenimiento de la circulación sanguínea. Para ello, el ciclo cardiaco está dividido en dos fases denominadas diástole, (el músculo cardiaco se relaja y la cavidad se llena de sangre) y sístole (el músculo se contrae y expulsa la sangre al torrente circulatorio.)

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso