Plusesmas.com

Láser y cirugía para las malformaciones vasculares

El empleo del láser y la cirugía son las posibilidades terapéuticas indicadas para tratar los hemangiomas y las malformaciones vasculares.

 

¿Cómo se tratan?

El empleo del láser y la cirugía son las posibilidades terapéuticas indicadas para tratar los hemangiomas y las malformaciones vasculares. Los hemangiomas son tumoraciones vasculares benignas que, si bien pueden estar presentes desde el nacimiento, aparecen en su mayoría durante las primeras semanas de vida. Se localizan con más frecuencia en la cabeza y en el cuello, en un 80% de los casos, y en menor medida en tronco y extremidades. En realidad, pueden aparecer en cualquier región corporal, incluidos los órganos internos. Habitualmente, se presentan como una lesión única, pero también pueden ser múltiples, casos en los que conviene descartar una afectación interna. Los hemangiomas crecen durante los primeros meses de vida y, generalmente, a partir del año de edad, involucionan o regresan. Esta desaparición progresiva puede durar entre 3 y 10 años. Por su parte, las malformaciones vasculares son lesiones benignas, es decir no cancerosas. Aunque están presentes desde el nacimiento, en ocasiones no son visibles hasta semanas o meses después. A diferencia de los hemangiomas, las malformaciones vasculares no experimentan un ciclo de crecimiento y posterior regresión espontánea. Al contrario, persisten y van creciendo lentamente a lo largo de la vida, progresión relacionada a veces con traumatismos, procesos infecciosos, cambios hormonales, etc. Ambas lesiones son susceptibles de ser tratadas con láser o cirugía.

Los láseres -tanto de colorante pulsado, como de KTP, de Nd-YAG, etc.pueden resultar útiles en las fases iniciales de lesiones superficiales y en la parte superficial de un hemangioma profundo. Están igualmente indicados en los hemangiomas ulcerados de determinadas localizaciones. Tiene la limitación de la profundidad de su aplicación, ya que ninguno de estos láseres alcanza más de 2 ó 3 milímetros. En las malformaciones vasculares pequeñas y superficiales, el láser consigue generalmente una mejoría casi total. Sin embargo, el tratamiento es más complejo en lesiones extensas y profundas, cuya erradicación en la mayoría de los casos resulta prácticamente imposible. Por otro lado, la cirugía está indicada en determinados hemangiomas nasales, palpebrales o en cualquier localización aplicándola tan pronto como sea posible para evitar el desplazamiento y la destrucción de los cartílagos, con el fin de favorecer el desarrollo normal del niño. La intervención se realiza con anestesia general y requiere un tiempo de ingreso posterior de entre 1 y 2 días, según la extensión y localización del hemangioma. En cuanto a las lesiones vasculares, su tratamiento tendrá en cuenta el tipo de lesión, la localización y su profundidad. Como es lógico, la solución terapéutica habrá de ser más agresiva dependiendo de la deformidad y sintomatología generadas por la lesión.

Artículo facilitado por:
Clínica Universidad de Navarra

Relacionados

  • Ataques de corazón e inflamación crónica

    Ataques de corazón e inflamación crónica

    Hasta hace poco, se pensaba que los ataques de corazón eran consecuencia de un problema de «fontanería». Depósitos de grasa acumulados gradualmente en el interior de las arterias coronarias podían –como los depósitos de cal en las cañerías– llegar a bloquear el flujo de sangre al corazón y provocar un infarto.

  • ¿Qué es el infarto agudo de miocardio?

    ¿Qué es el infarto agudo de miocardio?

    El infarto agudo de miocardio es una entidad englobada en el grupo de síndromes coronarios agudos. Ello hace referencia a la aparición brusca de un cuadro de sufrimiento isquémico (falta de riego) a una parte del músculo del corazón producido por la obstrucción aguda de una de las arterias coronarias que lo alimentan.

  • Enfermedades valvulares

    Son alteraciones en la estructura valvular, de diferente origen, que ocasionan un funcionamiento inadecuado y, como consecuencia, una anormal función del corazón como bomba. Pueden ser debidas a estrechamiento valvular (estenosis) y/o a su cierre inadecuado, ocasionando regurgitación (insuficiencia).

  • Claves para cuidar nuestro corazón

    Claves para cuidar nuestro corazón

    Es la primera causa de muerte en España: 130 000 personas fallecen al año por enfermedades cardiovasculares. ¿Qué podemos hacer para prevenir los infartos y reconocer sus síntomas?

  • Insuficiencia aórtica

     La insuficiencia aórtica se produce por el cierre defectuoso de la válvula aórtica que genera una fuga (regurgitación) de sangre desde la aorta hacia el ventrículo izquierdo en cada latido.

  • ¿Por qué se producen las arritmias cardiacas?

    ¿Por qué se producen las arritmias cardiacas?

    El corazón es una víscera muscular hueca cuyo principal cometido es el mantenimiento de la circulación sanguínea. Para ello, el ciclo cardiaco está dividido en dos fases denominadas diástole, (el músculo cardiaco se relaja y la cavidad se llena de sangre) y sístole (el músculo se contrae y expulsa la sangre al torrente circulatorio.)

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso