Lapphund Sueco

Lapphund Sueco

Hoy en día el Lapphund se ha extendido por las regiones septentrionales de Suecia, donde es utilizado como perro de guarda, mientras en su país de origen es poco conocido.

Durante siglos, el Lapphund ha sido el mejor amigo del pueblo lapón del cual incluso ha tomado el nombre.
Gracias a su extrema versatilidad, era utilizado para realizar diversas tareas como la guardia y el cuidado de las manadas, la caza y, en ocasiones, como perro de tiro en trineos con cargas ligeras. Su fama de perro polivalente, que puede hacer un poco de cada tarea, se la ha ganado a pulso a lo largo del tiempo.

De temperamento alerta, amable y afectuoso, el Lapphund sueco es muy activo y disfruta con su trabajo. Su indudable talento como perro guardián y pastor lo vuelven sumamente útil en el trato con renos.

Origen:

Este perro sueco de Laponia ha sido utilizado durante siglos en el pastoreo con renos por los lapones nómadas, aunque resulta difícil poner una fecha aproximada a su llegada a las tierras nórdicas.

Comentarios