Plusesmas.com

DESCUBRE EL YOGA

Yoga: bienestar de cuerpo y mente

Yoga: bienestar de cuerpo y mente

Para combatir el ritmo frenético que nos impone la actual sociedad, nada como dedicar unos minutos al yoga cada día. Su práctica, indicada para todas las edades, nos ayudará a integrarnos mejor en nuestro mundo, con un mejor rendimiento de nuestras actividades cotidianas.

María Isabel Sanz, fundadora y directora de la Escuela de Yoga Clásico de Madrid, lleva 25 años impartiendo clases diarias a grupos mixtos de todas las edades.

¿Qué es el yoga?

El yoga es un sistema de pensamiento o religión, como el cristianismo, el budismo..., que dicta a quien lo sigue una serie de normas éticas, espirituales, obligaciones, prohibiciones, etc., encaminadas a alcanzar «la iluminación», el bien y la felicidad en esta vida o en otra (ellos creen en la reencarnación después de la muerte). Esta filosofía, a diferencia de otras, se ocupa también del bienestar del cuerpo y de la mente con una serie de técnicas: ejercicios físicos, respiración controlada, meditación y relajación, destinadas a conseguir el «equilibrio psicosomático», que es el objetivo fundamental de estas técnicas.

¿Quién puede practicarlo?

Todos: niños, jóvenes y mayores, con buena salud o enfermos.

¿A quién se lo recomendaría? ¿Por qué?

A todo el mundo, toda la vida. Es muy recomendable que los niños aprendan a relajarse. Se les exige demasiado y con mucha frecuencia padecen ansiedad y, aunque la relajación no es la solución de su problema, los puede ayudar en determinados momentos. El yoga físico es el complemento indispensable de un buen método de gimnasia; ya se está haciendo así en muchos colegios, practicado a diario, en horario escolar, no como una actividad más.

A personas jóvenes, que estudian o trabajan, tanto si el trabajo es sedentario como si exige un gran esfuerzo físico, les mejora la musculatura, la circulación..., y les enseña a olvidar posibles obsesiones, con lo que consiguen un mejor estado físico y un descanso nocturno profundo y reparador.

En la madurez, practicando yoga, los hombres previenen el riesgo de trastornos cardiovasculares, tan frecuentes en esa etapa de la vida, prolongan la juventud. Para la mujer, es muy aconsejable durante el embarazo, en el parto, el posparto, en la menopausia y durante toda la vida. Tanto mujeres como hombres van a mejorar su calidad de vida, evitando la descalcificación y mejorando el riego sanguíneo y los problemas derivados de su mal funcionamiento, que van apareciendo con la edad.

Mentalmente, la respiración controlada tiene efectos psicosomáticos muy importantes, además de aumentar la capacidad pulmonar y con ello la energía física, oxigena el cerebro, aumenta el poder de concentración, es un sedante natural.

La meditación reduce la afluencia de pensamientos, enseña a eliminar obsesiones, da paso a la relajación y permite un descanso profundo del cuerpo y la mente.

Todos los efectos del yoga son beneficiosos para el cuerpo y para la mente, porque, al considerarlos íntimamente relacionados, se tratan al mismo tiempo.

¿En qué casos está contraindicado?

Está indicado siempre. Puede estar contraindicada «una postura» en caso de algún padecimiento, pero esto debe venir advertido por el médico. Lo conveniente es que esa persona no haga esa postura y la sustituya por otra que no solo no le afecte, sino que incluso lo mejore.

¿Practicar el yoga está al alcance de todos los bolsillos?

La práctica no es cara. Los centros privados no cobran mucho, por lo general, y en polideportivos municipales es casi gratuito.

¿Cómo se consigue la relajación, tan necesaria en la vida actual?

La relajación se consigue con determinadas técnicas y con la práctica regular. Los efectos beneficiosos se experimentan inmediatamente, en la primera clase. Pero, para llegar a integrarlos en la vida de manera habitual, es necesaria la práctica regular durante un período de 1 a 3 años, dependiendo de la capacidad de cada persona. Esto se refiere no solo a la relajación, sino a todos los aspectos físicos.

Filosofía, religión... Muchas personas solo pretenden mejorar su salud, sin entrar en otros temas
Xavier Moreno Lara, doctor en filosofía oriental, en su libro El yoga clásico, explica muy bien que un yoga mágico, tan tentador por sus poderes como por sus fanáticas exigencias, a la mayoría de los lectores occidentales le inspira desconfianza.

Frente a los exotismos, la práctica del yoga clásico se presenta para nosotros como una reestructuración del esquema psicosomático que nos ayudará a integrarnos más y mejor en nuestra sociedad. Para conseguirlo, hemos importado las técnicas psicofísicas que han sido investigadas y estudiadas por nuestros científicos, médicos y psicólogos occidentales, y las han considerado tan eficaces que se están aplicando en psiquiatría y psicología, como la relajación y respiración controlada y ahora, también, la meditación. En traumatología, reumatología y preparación al parto, muchos de los ejercicios están tomados del yoga.

No necesitamos cambiar nuestras creencias y nuestros hábitos para aprovecharnos de los beneficios de estas técnicas milenarias (siglo XIV a. C.), como tampoco ellos cambian las suyas para aprovecharse de nuestros adelantos médicos.

¿Y en cuanto a la alimentación...?

Mucho cuidado con la alimentación, tenemos la mejor de la Tierra, «la dieta mediterránea», que es exquisita y contiene todos los nutrientes que necesita nuestro organismo, frente al paupérrimo vegetarianismo que proponen desafortunadamente algunas escuelas y muchos libros de yoga.

Bibliografía

Yoga básico en 10 lecciones de Ramiro A. Calle, Editorial Cedel.
El yoga clásico de Xavier Moreno Lara. Editorial Mensajero.
Aprendo yoga de André Van Lysebeth. Editorial Urano.
Más información: Tel.: 91 356 37 30.

Susana Carrizosa

 

Relacionados

  • 7 claves para vivir más sano

    7 claves para vivir más sano

    Todos los estudios lo corroboran: los alimentos influyen de forma sorprendente en la capacidad del organismo para frenar el deterioro celular que conduce al envejecimiento. ¿La prueba? Los habitantes de los países mediterráneos, cuya dieta es rica en alimentos de origen vegetal (frutas, verduras, legumbres...), pescado, aceite de oliva, lácteos descremados... tienen la mayor esperanza de vida de Occidente.

  • 8 pasos para prevenir la osteoporosis

    8 pasos para prevenir la osteoporosis

    La osteoporosis cada vez afecta más a las mujeres. La buena noticia es que este enfermedad se puede prevenir y tratar. Para ello, te conviene dar los siguientes pasos:

  • Objetivo: estar en forma

    Objetivo: estar en forma

  • Objetivo: 10 años menos

    Objetivo: 10 años menos

    Te sientes como si tuvieras 30 años, pero tu cuerpo insiste en recordarte que no es así. Te cansas antes, te duelen las rodillas, duermes peor... La única parte de tu cuerpo que pierde volumen es el cabello. «¿Podría hacer algo –comer mejor, tomar vitaminas, hacer ejercicio... – para frenar los efectos del paso de los años?»

  • Ejercicios físicos para cada edad

    Ejercicios físicos para cada edad

    No importan los años. Ya sean 50 u 80, hay que moverse y hacer ejercicio si se quiere conservar la salud física y mental. Conozca las actividades más recomendadas según la edad.

  • ¡Muévete! Hazlo por tu vida

    ¡Muévete! Hazlo por tu vida

    No se trata solo de perder kilos. La actividad física –incluso moderada– mejora significativamente la salud física y mental y prolonga la esperanza de vida. ¿A qué esperas para empezar a moverte?

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso