Plusesmas.com

Blog de Dolors Colom Masfret. Plusesmas.com

Directora Científica del Master Universitario de Trabajo Social Sanitario. Universitat Oberta de Catalunya (UOC). Profesora asociada del Grado de Trabajo Social. Universidad de Barcelona (UB). Directora de la revista Agathos, atención sociosanitaria y bienestar.

El príncipe di Lampedusa, la eternidad del 'Gatopardo'

jueves, 17 de agosto de 2017

A 26 de julio de 2017

Hace unos pocos días, el 23 de julio, se cumplían sesenta años del fallecimiento del príncipe Giuseppe Tomasi di Lampedusa, ocurrido en Roma, el año 1957. Un cáncer de pulmón acababa con a la vida del autor de «El Gatopardo» obra sublime italiana y universal, no solo del siglo XX, de todos los tiempos. Para la novela histórica, Tomasi di Lampedusa se inspiró en su bisabuelo paterno, el príncipe de Salina, don Fabrizio Corbera, retratando un mundo en descomposición lleno de densidades humanas de personajes tocados por la lejanía del tiempo. A pesar de que algunos revisores desestimaron la publicación, consideraron que el príncipe, por su condición, poco tenía que decir, el tiempo ha demostrado que sí, que tenía, y aún tiene, mucho por decir.

En vida, cuando el príncipe escritor trató de publicar «El Gatopardo», solo recibió negativas y elusivas. La enfermedad interrumpió sus intentos y el destino los desgarró, moría a los pocos meses, sabiendo que había escrito una gran obra. Ello, muy a pesar de que los «ilustres editores» de la época no la reconocieran como tal. En «El último Gatopardo. Vida de Giuseppe di Lampedusa», David Gilmour  (Siruela, 2004:167) relata algunas de las negativas, una de ellas es la de Elio Vittorini. Escribe Gilmour: «A Vittorini la novela le había parecido muy ‘seria y honesta’, leyó, pero su tono y su lenguaje eran ‘bastante anticuados’: el problema principal, sin embargo, consistía en que se trataba de una novela ‘ensayística y desequilibrada’…». ¡Ay! esos críticos que sin llegar a sentir la obra, sin llegar a entenderla, opinan de ella según sus propias pequeñeces y prejuicios. Con razón Flaubert detestaba la crítica. No obstante, Gioacchino Lanza Tomasi, familiar directo del príncipe, señala que en el caso de Elio Vittorino fue una negativa a medias, pues sin recomendar publicarla, consideraba que era una obra a tenerse en cuenta.

Desde su publicación en 1958, el valor literario e histórico de «El Gatopardo» ha ido in crescendo, sin embargo, el autor murió sintiendo el rechazo de su obra maestra. Tomasi di Lampedusa falleció privado del momento en que el editor acepta la obra, llega a amarla tanto como el autor, la siente parte suya, ve mucho más que palabras conformando historias impresas en hojas de papel, siente la primera pulsión del autor. El príncipe se vio apartado de ese momento en que cuando empieza el camino de la edición, uno siente que puede caminar sobre el agua.

Pero los libros de verdad, esos que se quedan con partes del alma del autor mientras escribe y reescribe, siempre acaban encontrando a alguien que conmovido por la historia, bate de nuevo los hilos para que el libro alcance su deseo secreto de ser leído. El príncipe de Lampedusa murió sabiendo que «El Gatopardo» era un gran libro, tenía tanta certeza de ello que se negó a financiar la edición como alguien le sugirió. Estaba convencido de que más pronto o más tarde, en algún lugar, algún editor apreciaría el valor del texto y lo publicaría. Ese editor llegó, tarde, pero llegó. El hacedor de este momento fue Giorgio Bassani autor de «la novela de Ferrara» (Lumen, 2007), prologada por Pier Paolo Pasolini, donde se incluye «El jardín de los Finzi-Contini». Las discusiones con la viuda, la princesa Licy fueron importantes. La editorial Feltrinelli asumió todo el proceso de publicación. «El Gatopardo» es un libro importante que leer. La última edición, revisada y editada en Edhasa por Gioacchino Lanza Tomasi primo del príncipe recoge un consejo del autor, anotado en el reverso de un sobre «Atención: el perro Bendicò es un personaje importantísimo y es casi la clave de la novela». Buena lectura. 

Comentarios (0)

* *

*

Para no perderte nada
de la actualidad de Plusesmás

Salud, jubilación, memoria, propuestas de ocio,
concursos... ¡y mucho más!

Productos Álvarez Gómez CADA MES, SORTEAMOS UNA MAGNÍFICA
CESTA DE PRODUCTOS ÁLVAREZ GÓMEZ,
VALORADA EN 100 €

Suscríbete para recibir nuestras newsletters:

Gratis y sin compromiso