Plusesmas.com

Biografía de Sor Juana Inés de la Cruz

Sor Juana Inés de la Cruz

FICHA PERSONAL

Nombre: Sor Juana Inés de la Cruz
Nace: 12 de noviembre de 1651
En: San Miguel Nepatla (México)
Muere: 17 de abril de 1695
Ocupación: Escritora hispanoamericana, poesía, religiosa, Siglo de Oro
Categoría: Escritores

Juana fue la hija menor de Pedro Manuel de Asbaje y Vargas-Machuca e Isabel Ramírez de Santillana, que nunca se unieron en legítimo matrimonio. Poco se sabe de ellos. Probablemente el padre era militar, oriundo de España, concretamente de Guipúzcoa. Poco después la madre se unió, también sin casarse, a Diego Ruiz Lozano, con quien tuvo otros tres hijos.

Juana pasó su infancia en la hacienda de su abuelo. A los tres años, su hermana mayor le enseñó a leer y escribir, y pronto Juana Inés descubrió su afición por la lectura y se convirtió en una joven extraordinariamente cultivada gracias a la biblioteca de su abuelo. Entonces estaba prohibido a las mujeres ir a la universidad y ella pretendió que su madre la enviara disfrazada de hombre.

Siendo aún una niña la mandaron a vivir con su tía y entre 1664 y 1665 entró en la corte del virrey, el marqués de Mancera, donde la virreina se convirtió en mecenas de Juana. En la corte se celebraban eruditas tertulias a las que asistía la joven Juana, que escribía poemas que eran muy bien recibidos por la concurrencia.

Juana estaba decidida a no casarse, por lo que intentó entrar en alguna orden religiosa, como le sugirió su confesor. Tras una experiencia fallida en un convento de carmelitas, ingresó en la Orden de San Jerónimo , donde la regla era más relajada y se le permitía escribir y estudiar, así como recibir visitas −de sus amigas y mecenas, como Leonor de Carreto− y celebrar tertulias.

Sor Juana siempre tuvo la protección de damas de la corte y altas personalidades, como la de la virreina María Luisa Manrique de Lara, condesa de Paredes, quien se llevó los textos de Sor Juana a España para imprimirlos y darlos a conocer. Eso enfadaba mucho a su confesor, el jesuita Antonio Núñez de Miranda , quien le aconsejaba que se apartara de los asuntos mundanos. Por eso durante un tiempo Juana Inés dejó de confesarse con él.

Hacia 1693, muchos protectores y amigos de Sor Juana han muerto, se producen revueltas en el virreinato y las epidemias diezman la población. En esa época, dejó de escribir y se dedicó plenamente a los asuntos religiosos. En 1695, muchas monjas del convento murieron a causa de una epidemia. El jesuita Núñez de Miranda, con quien se había reconciliado y que cuidaba a las monjas enfermas, también falleció. A las cuatro de la madrugada del día 17 de abril, a la edad de 43 años, Sor Juana Inés murió. Hoy permanece no solo su legado literario, sino también el recuerdo de una personalidad rica y misteriosa, defensora de los derechos de la mujer en un momento y lugar en que eso era toda una hazaña.

Dejó dicho en el libro de su convento: "Yo, la peor del mundo".

Ver otras biografías de Escritores
Ver otras biografías

Comentarios (0)

* *

*